¿Idea u oportunidad?

Localizar una oportunidad es esencial. No sirve de nada una idea gran idea si no encontramos la rendija por la que convertirla en algo útil y rentable. En el libro que saldrá al mercado en octubre hablo de eso. Concretamente de como se puede tener una gran idea pero que si no logramos transformarla a partir de una oportunidad latente no aparece nada. Me llegan decenas de grandes ideas cada semana. Son emprendedores y soñadores pero pocos se adentran en la oportunidad. Lo viví y aprendí en París hace mucho tiempo pero me lo ratifica cada día nuestro trabajo en el resto del mundo, especialmente en Latinoamérica donde una idea puede estar bien, pero se precisa de otros factores para el éxito. Por ejemplo, nuestros desarrollos y servicios son muy buenos en su conjunto pero no venderíamos nada si las estructuras que IDODI tiene en esos países no nos dieran la oportunidad. Muchos no lo parecen creer pero la oportunidad está pasando por nuestro lado. El comercio electrónico ha venido para quedarse, crecer y transformarse. Ya es algo absolutamente transversal a nuestra forma de hacer negocios por internet. Las cifras de crecimiento en ventas de estos mercados crecen exponencialmente año tras año. Ya sean mercados locales o globales. Dejar de lado este modelo supone que tu vecino, tu competidor, incluso alguien que vive a 11.000 km de distancia lo tome y compita contigo. Os dejo con la diferencia entre idea y oportunidad de la mano del grupo de comediantes  The Bilderbergers, de New York. La verdad es que es una metáfora muy bien traída para los que con un keynote sobre alguna invención consideran haber encontrado algo inédito y que va a hacer ricos a muchos, pero que, pudiendo ser algo extraordinario, se olvidan de la oportunidad en la que se apoyaría. Os dejo esto para reír un poquito el primer día de agosto. Summer time!